Entre críticas y elogios, Arroyo abrió el ciclo legislativo

Con críticas a la “herencia recibida” y un recorrido por las obras de su gestión, Carlos Arroyo encabezó la Sesión Pública Preparatoria la cual dio inicio al ciclo legislativo 2017.

En su discurso que duró algo menos de una hora, el jefe comunal destacó los logros alcanzados hasta aquí por su gestión y enumero una serie de objetivos para este año. Además, agradeció el trabajo de los concejales, oficialistas y opositores, que contribuyó en la aprobación del presupuesto y en temas de interés para los vecinos de Mar del Plata y de Batán.

En primer término, Arroyo agradeció “a los concejales que votaron y aprobaron el actual presupuesto lo cual nos permite trabajar en todos los proyectos que tenemos planificados para este año”. Por otra parte, el Intendente remarcó que “debemos estar felices por este acto republicano, democrático y de participación que debemos valorar. Realmente han sucedido muchos hechos de gestión, aunque muchas personas se han encargado de remarcar que acá no hay gestión, que nos permite contar hoy en todo lo que se ha trabajado y lo que tenemos proyectados desde hoy para los próximos meses”.

Tras resaltar algunos puntos importantes de la gestión anterior, dijo luego que “cuando asumí la responsabilidad de administrar esta ciudad, supe que iba a ser difícil y nos encontramos con muchos problemas, deudas sin contabilizar, obras paradas por falta de recursos, maquinaria obsoleta. Pese a todo esto, pusimos en marcha la gestión y debo agradecer no solo el equipo de trabajo con el que cuento sino además el apoyo incondicional de la gobernadora Maria Eugenia Vidal y del Gobierno Nacional, en la figura de Mauricio Macri, quienes en todo momento han mostrado su preocupación y voluntad de acompañamiento para con este Intendente”.

Además, Arroyo resaltó que “a través de un convenio con el Ente Nacional de Obras Hídricas de Saneamiento (ENOHSA), se dotará de agua potable al 100 % de la población para cuando esta gestión finalice”.

Por último, Arroyo sostuvo que “se me ha criticado muchas veces desde un lugar de desconocimiento total, tanto cuando que se quiere decir que solo buscamos detener a las personas por arrojar basura, sin saber que hay una ley que así lo indica y que en realidad buscamos desalentar la contaminación del medio ambiente y mejorar la salud. O cuando se refirieron a la visita de la Escuela 205. En muchos lugares se informó mal lo sucedido. Fui a ver una escuela y hablar con sus docentes mientras se estaba haciendo una tarea en cuanto a la emisión de títulos. No hay que ocultar las cosas cuando se hacen mal y ahí se estaban haciendo mal. No voy a dejar a ir a una escuela, soy docente y director de carrera, voy seguir trabajando por una educación pública de calidad”.

 

Comentarios

Deja un comentario