Martín Lousteau renunció como embajador en Washington

Martín Lousteau presentó  al presidente Mauricio Macri su renuncia como embajador argentino en los Estados Unidos, a poco de haber regresado al país desde Washington tras 15 meses en el cargo, y con miras a participar activamente de los comicios legislativos en la Ciudad desde el espacio ECO y con el respaldo de la UCR porteña.

Fuentes de la Casa Rosada aseguraron que Macri recibió a Lousteau esta tarde y que allí se había definido la renuncia, pero aclararon que “hasta ahora no está definido quién irá a ocupar la embajada en Washington”.

Lousteau había postergado muchas veces la decisión que tomó hoy, pero luego de la nota de opinión publicada en el diario Clarín, el 13 de marzo último, en la que criticaba posturas del gobierno nacional frente al caso del Correo Argentino SA, y también frente al conflicto docente, su alejamiento de la embajada en Washington había entrado en una cuenta regresiva.

La otra causa fundamental de su salida del Gobierno tiene que ver con la negativa del PRO porteño, conducido por el jefe de Gobierno Horacio Rodríguez Larreta, a conformar Cambiemos en la Capital y así posibilitar que en las PASO, la UCR y ECO propusieran a Lousteau como candidato, ya sea a diputado nacional o a legislador porteño.

Aunque aún el propio Lousteau no confirmó si será candidato en las elecciones legislativas con un frente propio, secundado por el radicalismo porteño, su renuncia representa un doble dolor de cabeza para el Gobierno: no sólo le complica la pelea electoral en su distrito más fuerte, la Capital Federal, sino que le abre una vacante en un puesto sensible para la política exterior, ya que, de hecho, en el Poder Ejecutivo esperaban confirmar en las próximas semanas el primer cara a cara entre Macri y Donald Trump, a fines de abril.

En enero último, el propio presidente Macri le había pedido al ex ministro de Economía que postergara sus apetencias electorales en el ámbito porteño hasta 2019, cuando podría competir por la Jefatura de Gobierno, para así no complicar la postura de Rodríguez Larreta, que prefiere a Elisa Carrió como candidata por el distrito.

Pero aún antes de conocerse su renuncia, ya habían surgido expectativas en torno a cómo se acomodaría él en el armado electoral en la Ciudad de Buenos Aires y, el fin de semana último, el mismo Rodríguez Larreta, llamativamente, dejó la puerta abierta a una alianza de Cambiemos en la Capital.

Ahora, ya con la renuncia concretada, se descuenta que Lousteau se reúna entre mañana y pasado con los legisladores porteños del bloque SUMA+, de mayoría radical, pero que responde directamente al economista, y que conduce la diputada porteña Inés Gorbea.

Seguramente también participen del cónclave el socialista Roy Cortina y la diputada porteña de Confianza Pública Graciela Ocaña, ambos integrantes del espacio ECO, que en 2015 llevó a Lousteau a un balotaje con Rodríguez Larreta, quien lo superó por sólo tres puntos porcentuales y se quedó con la Jefatura de Gobierno.

En su afán por conformar el espacio de Cambiemos en la Ciudad, la UCR Capital había publicado hace unos días un vídeo donde, según muestran, la mayoría de los porteños quiere que Lousteau vaya a una interna. “Dale Horacio, amigate con la Ciudad”, es la frase irónica con la que finaliza el clip, en referencia a Rodríguez Larreta.

Durante una reunión con el presidente Mauricio Macri, Lousteau le manifestó su “compromiso con el proceso democrático de cambio que se inició por voluntad de la mayoría de los argentinos”, de acuerdo a un comunicado difundido por su agrupación ECO.

“Estoy convencido de que hemos dado un muy buen primer paso en esa dirección, y que el sucesor que se designe podrá iniciar su tarea desde un mejor lugar, cimentando así un proceso de evolución institucional”, evaluó Lousteau.

 

Comentarios

Deja un comentario